BURO PARA PADRES DE DEUDORES.

Registro de Deudores Alimentarios Morosos (REDAM).

Para presionar a los papás que no cumplen con esa obligación, las autoridades de la Ciudad de México comunicaron que a partir de esa fecha las personas que pretendan contraer nupcias en el Distrito Federal cubrirán un nuevo trámite: gestionar un certificado del Registro de Deudores Alimentarios Morosos (REDAM).

Este nuevo requisito surgió porque el REDAM que se oficializó en agosto de 2011 en el DF no se lleva a cabo. Este registro lo aprobó la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), para que los padres que incumplan con las pensiones alimenticias de sus hijos queden inscritos en una lista, para que quienes no cumplan con su obligación paguen una multa económica o de lo contrario estarán de tres a cinco años en la cárcel o bien podrían perder los derechos de la familia.

Ahora se establece que si una persona durante tres meses no cumple con la obligación se hace la anotación en este Buró de Deudores Alimentarios y si está en dicha lista no podrá contraer matrimonio.

Para quienes piensan evadir esta obligación es importante que sepan que en materia penal se establece el delito de omisión en el cumplimiento de las obligaciones alimentarias y se sanciona con una pena de cárcel, de acuerdo con el monto aunado en este Buró de Crédito.

Los nombres de las personas morosas serán cancelados del registro solo si demuestran, a través de un juicio, haber cumplido con su obligación alimentaria y que esté garantizada en lo futuro. La lista de personas morosas de pensiones alimentarias se podrá consultar en la página del Registro Civil del DF o de manera directa en los juzgados.

años de experiencia nos respaldan!!

Contáctanos: Tel. 5685-0466, 6577-6098 y 6577-7240

o siguenos

♣ la asesoría es gratuita

♣Trabajamos toda la República Mexicana

♣Facilidades de pago

♣100% efectivo y seguro

Visita nuestra página abogadoenunclic.mx

Atención especial por los Licenciados:

Licenciado Raziel Napoleón Rodríguez Carmona.

Licenciado Cristian Fernando Rodríguez Carmona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *